Saltar al contenido

Titan Desert 2020. Etapa épica con lluvia, hielo y fuerte viento

El mal tiempo obliga a la organización de la Titan Desert a acortar la etapa reina de hoy a la mitad de su recorrido.

Josep Betalú pierde su liderato frente a un Sergio Mantecón que cruza el arco del Skoda Challenge. Silvia Roura se mantiene segunda detrás de Clàudia Galicia.

Tabernas, 05/11/2020

La organización ya avisó de que la etapa reina de la Titan Desert Almería sería épica por su recorrido y desnivel. Aunque nunca se pensó que sería el mal tiempo el que pondría a prueba a los casi 400 participantes de esta aventura.

Niebla, mucho viento y fuerte lluvia, a ratos en forma de hielo, ha puesto al límite a los titanes de esta edición. La organización ha decidido cerrar la etapa 4 en el kilómetro 56, justo después que los bikers cruzaran el arco del Skoda Challenge, que otorga un minuto de bonificación al más rápido en realizar los 16 kilómetros y 840 metros de desnivel. El más rápido en hacerlo ha sido Sergio Mantecón, quien también se ha llevado la etapa por 56 segundos respecto a Josep Betalú. El corredor cántabro es ahora líder, a 44 segundos. Mañana última etapa, en la que el equipo KH7 Logifrio intentará recuperar el liderato.

«Será muy complicado remontar, pero opciones siempre hay. Aunque Sergio es un corredor muy hábil, muy parecido a mi estilo y batirlo en una Titan es muy complicado. La parte física es muy táctica, todo lo que yo veo también lo ve él. Puede tener una avería, un descuido, pero en fin, será muy difícil», comentaba Josep Betalú en el campamento.

Respecto al resto de componentes, gran actuación de nuevo de Iván Díaz, que entro justo detrás de Betalú. Oriol Colomé fue octavo y Miguel Induráin fue trigésimo quinto.

Sílvia Roura se afianza como segunda

En féminas, Clàudia Galicia he vuelto a imponerse, cruzando 14 minutos la meta antes de Silvia Roura, que ha llegado temblando al km 56. Sílvia, de todas formas, ha aumentado su distancia respecto a Ramona Gabriel y tiene muy cerca la segunda posición final.

La anécdota simpática de la jornada la ha protagonizado Miguel Induráin. Aunque el navarro es poco amigo del frío, ha bromeado cuando se le ha comunicado que ese punto terminaba la etapa a esta nueva meta de la etapa 4 “ahora iba a atacar yo”.

Todos los integrantes del KH7 Logifrio han conseguido terminar la etapa y están ahora recuperándose del frío para afrontar mañana la última etapa, donde Josep Betalú tendrá que luchar más que nunca junto a su equipo para conseguir su quinta victoria consecutiva.

Josep Betalú: Me he encontrado bien todo el día, el equipo ha trabajado muy bien. He afrontado el puerto de la mejor manera posible, con mucha cabeza y Sergio es un corredor de cross country que tiene un buen cambio de ritmo. Cuando él cambia yo debo hacerlo de manera progresiva y acabo alcanzándolo. Me ha atacado duro muchas veces y le cerraba el hueco todo el tiempo hasta que a 2 km y medio de la EH2, arriba en la subida, me ha atacado fuerte, me ha sacado unos metros y he visto que no podía bonificar. He decidido comer un gel y beber bien, para poder afrontar la bajada a fondo y este tiempo que me he relajado. Al final, con la decisión de la organización me ha perjudicado un montón. No sé si es una decisión acertada, pero en cualquier caso puede ser la diferencia que hará que gane o pierda esta carrera.

Me he quedado con la cara de tonto y ahora, de poder estar líder, estoy a más de 40 segundos por detrás suyo, así que las cosas cambian.

Galería etapa 4